Como se nota cuando comes verdura de temporada, fresca, con su punto de sabor…es un disfrute.
El otro dÌa fuÌ a la frutería y compré unos guisantes tiernos a más no poder ¡y recién pelados! ya que tenÌa antojo de hacer un arroz con verduras, y fueron los elegidos los guisantes de los que os vengo hablando y unas alcachofas ya que son unas de mis verduras preferidas.
Le he puesto el nombre de arroz con brísoles porque así es como se llaman los guisantes en la zona de Málaga en la que vivo y me gusta mucho la palabra en cuestión.
Para acompañar el arroz disfrutamos de un vino excelente regalo de las bodegas Tierras de Mollina, se trata de Grandes De Apiane un tinto joven de la variedad Syrah un vino como se indica en la propia botella original, alegre y aromático. Además tiene denominación de origen Sierras de Málaga.

Solo os puedo aconsejar que hagáis este arroz porque seguro que lo disfrutaréis.

arroz-con-guisantes

Ingredientes:
(para unas 3 personas)

1 vaso de los de agua casi lleno de brÌsoles (guisantes) ya pelados
4 alcachofas
Medio pimiento rojo pequeÒo
5 ajos
1 tomate rallado
5 o 6 puñados de arroz
El triple de caldo de verduras o pollo de lo que ocupe el arroz en un cuenco y si no tenéis caldo echadle agua y alguna pastilla de caldo concentrado de pollo por ejemplo
Colorante alimentario
1 cucharadita rasa de pimentón dulce
7 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
Sal

Allioli para acompañar

Ponemos el aceite en la paella y añadimos el pimiento troceado en trozos grandes, sofreímos. Añadimos a continuación las alcachofas, solo los corazones (descartando los tallos y las hojas más duras) los cuales partiremos en 2 trozos. Sofreímos durante unos minutos hasta que empiecen a tomar color.
Seguidamente añadimos los ajos y después el tomate rallado, dejando hacerse el sofrito unos 3 minutos.
Por último añadimos los guisantes.
Incorporamos el arroz y seguidamente el pimentÛn y el caldo o el agua y la pastilla.
Cuando empiece a hervir añadimos el colorante y sal al gusto.
Dejamos cocer durante unos 10 minutos a fuego medio fuerte sin remover el arroz, solo meneando la paella para que el arroz se distribuya bien por la misma.
Pasado ese tiempo bajamos un poco el fuego, cocinando otros 5 o 7 minutos, rectificando de sal si fuese necesario.
Vamos vigilando que el arroz esté hecho y un instante antes de apartarlo subimos el fuego a tope un minuto para que se agarre abajo y se haga un poco de “socarrat” (un fondito pegado típico de las paellas), apartando seguidamente.
Dejamos que repose otros 5 minutos y listo para comer.
Normalmente mientras reposa lo suelo tapar parcialmente con papel de aluminio para que no
pierda todo el calor.

Ya solo nos queda comer y disfrutar.

Print Friendly