En el post anterior os comentaba que la siguiente receta que iba a publicar iba a ser el postre que hice para el arroz al horno y aquí lo tenéis. 
He tardado un poco en publicarlo porque este sábado pasado se ha casado mi hermano y creo que a l@s que se le haya casado un hermano o hermana imaginaréis el follón, que digo, superfollón que eso supone en una casa, y más como en el caso de mi hermano que ha salido de mi casa ya que la novia es de Fuengirola.
Así que entre el trabajo, los últimos retoques del vestido, que cinco días antes de la boda me encuentro con que los zapatos que muy organizada yo me compré en agosto se me habían quedado grandes y tuve que ir a comprarme unos corriendo, mi casa que se llenó y sigue llena de flores (bueno, eso me encanta), las pruebas de peluquería y maquillaje de mi madre y mía, las visitas de familiares y amigos incluidas comidas y cenas previas a la boda, y yo que se cuantas cosas más, pues entenderéis que haya tardado un poco en publicar el postre ¿no?. 
Gracias a Dios la boda salió muy bien, hizo un día maravilloso y todos difrutamos de un día estupendo entre amigos y familiares, no se puede pedir más.
Así que volviendo al hilo de la receta, que yo me enrollo muy fácilmente, os diré que es tan fácil de hacer y tan resultona que os va a encantar. La inspiración de este postre me vino este verano en Cádiz un día que fuimos a comer a un restaurante y uno de nuestros amigos se pidió una manzana en hojaldre con helado de vainilla. En este caso las manzanas van acompañadas con crema pastelera pero con helado quedan geniales.
Espero que hagáis esta receta y si es así veréis como la repetiréis muchas veces.
Recién sacado del horno
Ingredientes:
Una placa de hojaldre a poder ser cuadrada, y en mi caso la he utilizado de las frescas aunque también puede ser de las congeladas
2 manzanas pequeñas
1 cucharada rasa de canela molida
2 cucharadas colmadas de azúcar moreno
1 chorrito de Cointreau u otro licor que os guste
2 cucharadas de mermelada de albaricoque
1 cucharada de agua
Para la crema pastelera:
200 ml. de leche entera o semi
1 huevo
1 cucharada rasa de Maicena
3 cucharadas rasas de azúcar
Canela molida
Desenrollamos la placa de hojaldre sobre el mismo papel para horno en que viene enrollada y ponemos en el centro las manzanas peladas y troceadas en láminas finas. Añadimos el azúcar, la canela y el chorrito de Cointreau y mezclamos con las manzanas.
Con una brocha mojamos los bordes del hojaldre con una mezcla que haremos con la mermelada y el agua.
Cerramos el hojaldre en forma de sobre, llevando cada pico hacia el centro.
Pinchamos el hojaldre con un tenedor por su superficie y pincelamos con la mezcla de mermelada y agua, la echamos toda.
Metemos en el horno que tendremos precalentado a 180º durante unos 20 minutos.
Pasado ese tiempo sacamos el hojaldre del horno y dejamos que pierda un poco de calor y se temple.
Mientras preparamos la crema pastelera y para ello batimos bien la leche con el huevo la Maicena y el azúcar.
Ponemos la preparación en un cazo al fuego y calentamos sin dejar de remover hasta que espese.
Cuando haya espesado retiramos del fuego y la ponemos en un cuenco.
A la hora de servir ponemos encima de cada trozo de hojaldre un poco de crema pastelera y un poco de canela molida.
Ya solo nos queda comer y disfrutar.
Print Friendly