Aunque formalmente todavía estamos en primavera lo cierto y verdad es que con el calor que hace el verano ha llegado ya de todas todas, así que hoy os voy a proponer una ensalada riquísima y fresquita para estas fechas.
Además me gusta esta ensalada porque es ideal para llevarla de “excursión” a la piscina o a la playa, basta con llevar la salsa aparte y aliñar en el último momento para que el resto de los ingredientes no se nos pongan “pochos”, con la ventaja añadida que puedes llevar tenedores de plástico para comerla sin tener que intentar por todos los medios quitarte la arena de la playa de las manos para poder comer, y eso se agradece. 
Y es que llega la época de los baños, de tomar el sol con mucha precaución y super untada de protector solar, por lo menos en mi caso que me da bastante respeto lo de las quemaduras, y además si vamos a pasar el día en remojo con los baños estivales y tenemos que prepara algo de comer qué mejor que recetas que sean fáciles de preparar pero sin renunciar a comer bien.
Espero que la hagáis y que os guste.
Buen fin de semana.
Ingredientes:
200 grs. de macarrones (o la pasta que más os guste)
1 tortilla francesa de un huevo
1 tomate maduro
La cuarta parte de una cebolla fresca
Media latita de maiz cocido
1 loncha de palometa ahumada
100 grs. de fiambre de pechuga de pavo
Rúcula
Sal
Vinagre
Aceite de oliva
Para la salsa de queso:
3 cucharadas de queso de untar
50 grs. de queso Roquefort
4 cucharadas de aceite de oliva
100 ml. de agua
Sal
En primer lugar hacemos la salsa mezclando todos los ingredientes y batiendo enérgicamente con el batidor de varillas. Cuando la salsa se vea cremosa pero un poco líquida tapamos y reservamos hasta la hora de aliñar la ensalada.
Para la ensalada cocemos la pasta conforme diga el fabricante, la escurrimos bien y la enfriamos. Mezclamos la pasta con el maiz y el resto de ingredientes picados. Aliñamos con un poco de sal, vinagre y aceite de oliva.
A la hora de comer ponemos por encima un puñado grandecito de rúcula y aliñamos con la salsa de queso.
Lista para comer y disfrutar.  
Print Friendly