Este fin de semana aunque no he parado me ha quedado algo de tiempo para cocinar, y como siempre he comenzado viendo qué provisiones tenía en casa.
Para mi no sorpresa, porque es algo que me suele ocurrir, descubrí que tenía patatas que al menos llevan un mes en el carrito de la verdura. Así que pensé en hacer este puré de patatas añadiéndole algún resto de queso que tenía en la nevera y un poco de jamón serrano, y la verdad es que quedó buenísimo.
Ingredientes:
7 patatas medianas
125 grs. de queso fresco
90 grs. de jamón serrano en taquitos
8 cucharadas colmadas de queso rallado tipo 4 quesos
2 cucharadas colmadas de mantequilla
Pimienta negra molida
Sal
En primer lugar se pelan, se trocean y se cuecen las patatas. Cuando estén tiernas se escurren del agua y se ponen en un cuenco.
A continuación añadimos sal, un poco de pimienta, el queso fresco en trocitos, cinco cucharadas del queso rallado y la mantequilla y vamos mezclando bien todos los ingredientes hasta que veamos que se quedan integrados y compactos. Llegados a este punto añadimos el jamón serrano y mezclamos de nuevo.
Echamos el puré en una fuente para horno y ponemos por encima las tres cucharadas restantes de queso rallado.
Metemos al horno para que se gratine a 200 º arriba y abajo hasta que veamos que la superficie esté tostada. Sacamos del horno y listo.
Print Friendly