Este paté os lo recomiendo como aperitivo porque la mezcla de sabores queda muy bien, y si lo combináis con verduras en vinagre el contraste es buenísimo.
Así que ahora que empieza el fin de semana nada mejor que tenerlo en la nevera para esa tapa del sábado o el domingo antes de comer, momento que me encanta particularmente, cuando uno se relaja y comienza a picotear en plan un poco de queso, un poco de embutido … 
Ingredientes:
1 lata de mejillones en escabeche
1 lata de sardinas en tomate
1 lata de caballa en aceite
50 grs. de mantequilla
Un chorreón de zumo de limón
Sal
Se baten con la batidora la lata de mejillones y la de sardinas con el caldo correspondiente y la de caballa sin el aceite. Añadimos la mantequilla y el limón y seguimos batiendo hasta que adquiera una consistencia fina de paté.
Por último probamos de sal y añadimos si fuera necesario.
NOTA: os aconsejo que saquéis el paté de la nevera justo cuando os lo vayáis a comer porque como lleva poca mantequilla pierde pronto la consistencia.
Print Friendly, PDF & Email