Lo mejor de esta receta no es la receta en sí que ya de por sí está buena. Tampoco es la estupenda carne argentina asada a la piedra a las que acompañaba. Ni el maravilloso vino con el que “hicimos lo que pudimos”.
Lo mejor de estas patatas fueron la compañía con las que nos las comimos.
Ingredientes:
6 patatas medianas
3 o 4 ajos
5 cucharadas de aceite de oliva
Especias de chimichurri
Zumo de medio limón
Sal
Se cuecen las patatas de manera que no se queden enteras, más bien un poco pasadas, se escurren y se les echa sal y el zumo de limón.
Aparte en un mortero se machacan los ajos y se les va echando el aceite poco a poco de manera que quede ligado con los ajos, y añadimos la especia de chimichurri, yo he usado dos cucharaditas.
Se echa el contenido del mortero a las patatas y se revuelve bien.
Se les echa un chorreón más de aceite a las patatas y se rectifica de sal si es necesario.
Print Friendly