Hoy os traigo más ideas para las próximas comidas y cenas navideñas, por si todavía estáis buscando alguna que otra receta de aperitivos.
Aquí van las propuestas más fáciles y rápidas que os podáis imaginar:
Si tenemos unas buenas anchoas os gustará probarlas quizá de la siguiente manera tal y como las prepara mi prima Conchi de Andújar (excepto el toque de chocolate que le he añadido): untamos pan tostado con queso de untar y ponemos encima un poco de mermelada de tomate. Culminamos el canapé con una anchoa y un poco de chocolate negro al 70% rallado por encima, y este es el resultado
¿Y que me decís de unas tartaletas rellenas de sobrasada y miel? Para hacerlas necesitaremos mezclar tres cucharadas de sobrasada con dos cucharaditas de miel, metiendo la mezcla en el microondas durante unos 15 segundos para que se integren bien ambos ingredientes. A continuación sacamos del micro y, quitando previamente un poco del aceite que quede en la superficie, vamos rellenando las tartaletas. Pondremos por encima de cada tartaleta un par de piñones y las gratinaremos durante un par de minutos hasta que se tuesten ligeramente los piñones
Y por último os propongo una bandeja de sándwiches variados y económicos con tres rellenos diferentes. 
El primero de ellos casi ni se puede llamar relleno porque consiste tan solo en untar pan de molde integral sin corteza con paté, el que más os guste, y poner encima cuatro espárragos verdes cocidos de bote. Cortamos el sándwich en forma de triángulo y cada parte a su vez en dos, con lo que de un sándwich sacaremos cuatro “minisandwiches”. Esta idea me la dio Conchi Paniagua en el taller de dulces de Navidad del que ya os hable y desde aquí se lo quiero agradecer.
El segundo relleno lo haremos mezclando a partes iguales queso de untar y queso azul hasta conseguir hacer una crema. Añadimos unas nueces troceadas y untamos igualmente pan de molde procediendo de la manera antes indicada a la hora de cortar el sándwich.
Y el último relleno que os propongo consiste en triturar fiambre de jamón cocido de barra y mezclar con mayonesa y un poco de mostaza. Untamos el pan de molde con más mostaza y extendemos la crema por encima, cortando finalmente el sándwich como os he comentado anteriormente.
Los sándwiches los podemos presentar tal y como se ven en la foto poniéndolos de pie en una bandeja. Los que veis en la foto los hice este domingo (y bastantes más) con ocasión del bautizo del hijo de unos amigos que se llama Alejandro y gustaron bastante porque volaron.
Este es el resultado
Espero que alguna de estas sencillas propuestas sea de vuestro agrado.
Print Friendly